ZERO WASTE ¿qué es?

Kuoka

como vivir zero waste

ZERO WASTE ¿qué es?

Supongo que si has llegado hasta aquí tienes algo de idea sobre el término “zero waste”. Mucha gente piensa que es una moda, otros que son “cosas de hippies” así que hoy hemos venido aquí a hablar de este tema para aclarar y despejar dudas.

Zero Waste o Residuo Cero es un movimiento, filosofía y forma de vivir que evita al máximo posible la generación de residuos. Es decir, consumir de manera responsable y reutilizar los productos al máximo para proteger el medio ambiente y reducir nuestro impacto en el planeta.

Este término se popularizó en 2008 gracias a Bea Johnson, una mujer francesa residente en California que comenzó a compartir sus logros intentando reducir la basura en su vida.

Yo personalmente me adentré en este movimiento gracias a las redes sociales y a dos personas en concreto: Lauren Singer y Ally Viamalama y desde entonces, allá por 2017 comencé poco a poco a ser más consciente y a convertirlo en mi estilo de vida.

Un objetivo común

¿Sabes cuánta basura generas al año? En España se generan más de 520 kilos de residuos por persona, una auténtica barbaridad.

Al parecer nos hemos tomado eso de ser la generación de “usar y tirar” demasiado en serio. El caso es que el planeta no soporta más este estilo de vida y como no actuemos rápido y cambiemos las cosas en 2050 habrá más plásticos que peces en los océanos. UN HORROR.

Pero bueno, no nos agobiemos e intentemos poner solución a este problema 😉

Las 6 "erres"

reduce reutiliza recicla kuoka

Es posible que ya conozcas las famosas “erres”, en un inicio comenzaron siendo 3 (reduce, reutiliza y recicla) pero a día de hoy son 6 las “erres” que nos pueden ayudar a cambiar las cosas y proteger el planeta. 

¡Las repasamos!

1. Reflexiona: piensa un par de veces antes de comprar ¿de verdad lo necesito? ¿es imprescindible?, si lo compro…¿qué me aporta?.

2. Rechaza: di no a todo aquello que no necesitas. Rechaza comprar productos y alimentos envueltos en plástico, coger el típico folleto de publicidad que te dan por la calle (y del cual querrás desprenderte de él tan pronto lo hayas cogido), las bolsas de plástico cuando vas a la compra, los regalos promocionales en los establecimientos (¿de verdad necesitamos 20 bolis con el logo de nuestro banco?).

3. Reduce: en este punto tenemos que pararnos a pensar y reorganizar un poco nuestra vida.  Por ejemplo: 

– A la hora de comprar se pueden reducir los envases comprando a granel y/o llevando nuestras propias bolsas, tuppers y envases. 

– Al comprar champús y jabones, podemos escoger la opción de comprarlos en formato sólido.

– Podemos usar botellas o cantimploras reutilizables en vez de comprar agua embotellada en plástico…

4. Reutiliza: Alarga o dale una segunda vida a los productos rotos que tienes en casa. Compra en tiendas de segunda mano o haz uso de la opción reutilizable de los productos desechables que antes adquirías.

Por ejemplo: usa una maquinilla de afeitar reutilizable en vez de comprar un pack de maquinillas desechables; usa pajitas de bambú o de acero en lugar de las de plástico; desmaquíllate con discos de algodón lavables en vez de usar los discos desechables (que además vienen en envase de plástico), tómate el café para llevar en tu taza reusable…

Como ves hay un montón de alternativas residuo cero que pueden sustituir a nuestro anterior consumo de productos desechables.

5. Recicla: mucha gente piensa que es la solución a todo y en realidad debería ser siempre la última opción y solo recurrir a ella cuando no podamos rechazar, reducir ni reutilizar algo.

6. Rot (compostar): ¡la erre extra! Esta última opción requiere más tiempo y espacio. Y consistiría en el compostaje de los desechos orgánicos para que vuelvan a la tierra.

El famoso tarrito de vidrio

Muchas veces habrás visto gente que vive zero waste y que enseña el famoso tarrito de vidrio con la cantidad de basura generada.

La primera vez que lo vi fue a Lauren Singer, la creadora del blog Trash is for Tossers y para ser sincera me abrumó más que me inspiró a seguir este estilo de vida ¿cómo es posible vivir sin generar residuo y que el que generes quepa en un tarro?, casi me explota el cerebro.

Pero para que no te frustres al igual que me pasó a mi, te digo que este estilo de vida no es una competición y no consiste en ser mejor que el resto.

Mi recomendación: no te compares con los demás ni te obsesiones, con ser consciente del problema e intentar hacer todo lo que posible es más que suficiente.

No nos obsesionemos con conseguir un residuo completamente “zero”, nadie es perfecto y estamos aquí para conseguir un bien mayor: proteger y salvar el medio ambiente.

Te dejo a continuación enlaces que a mi me inspiran y que quizás puedan interesarte.

  • Trash is for tossers: personalmente me encantan sus videos ya que dan información súper útil, te dejo el enlace directo a su canal de Youtube aquí. 
  • Viamalama By Ally: Un espacio en el que se tratan diferentes temas, desde zero waste hasta veganismo con un toque de humor y sin pelos en la lengua basado en la experiencia de su creadora.
  • Vivir sin plástico: un lugar donde encontrar muchísima información y en el que una pareja te demuestra con su ejemplo que seguir este estilo de vida es posible. 
  • Ecoblognonoa : Yurena comparte su camino hacia la sostenibilidad y tiene un libro súper recomendable a modo de guía para llevar una vida más sostenible y sin plásticos.

Si te ha gustado el post, quieres compartir algún consejo o contarnos quien te inspira o qué haces tú para sumarte al cambio déjanos un comentario, estaremos encantados de leerlo 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

LISTA DE ESPERA Déjanos tu email para que te avisemos cuando vuelva a estar disponible.